Buen día amigos. El término de Seguridad de la Información ha tenido una explosión en los últimos años. Conceptos como “hacking”, “ataque” o “Anonymous” son utilizados con frecuencia en noticias recientes. Robos de millones de dolares, acceso a información de entidades de gobierno, páginas web inutilizables, son objetivos de ataques de grandes dimensiones, que parecieran no afectarnos, por lo menos no directamente, inclusive, me atrevería a decirlo, pudieran ser notas de entretenimiento para ciertas personas.

¿En verdad es un tema ajeno para aquellos que presumimos tener una “vida normal”?

Es verdad que el comportamiento de las personas, es una mezcla de las experiencias vividas por cada uno, por lo tanto, resulta muy difícil, el pensar en una sociedad en la que no existan individuos con la intensión de sacar algún tipo de ventaja a costa de hacer daño a su semejante.

Atacantes, existen y existirán. El atacante se aprovecha de la ignorancia de la víctima (saludos a nuestras autoridades). Y es aquí, en la idea de “no creo que me afecte a mí”, en donde está la vulnerabilidad perfecta para ser víctima de un cyberataque.

¿Tu smartphone anda muy lento? Probablemente te infectaste de un virus el cual estaba oculto en aquel video que descargaste.
¿Tu máquina tarda en arrancar ciertos procesos? Probablemente tenga que ver cuando le diste click a aquella imagen que prometió algún premio.

Sin darte cuenta, tu dispositivo esta siendo utilizado por alguien que no eres tú, y se ve reflejado en el desempeño del mismo. Desde un desempeño lento de tu equipo hasta enviar información sin tu consentimiento y conocimiento, pasando por configurar tu computadora como zombie para nuevos ataques, son objetivos de ataques de menores dimensiones (relativo), los cuales son comunes, es muy probable que te haya pasado en varias ocasiones, es muy probable que te pase en este momento.

Vive seguro, usa antivirus, no visites sitios web sospechosos, no descargues archivos que no conoces, no utilices dispositivos de almacenamiento (como USB) de desconocidos. Pequeñas acciones, grandes resultados, entender que la Seguridad de la Información nos compete a todos.

Si gustas dejar un comentario, te lo agradecemos.